Tanto si eres principiante como un atleta con cierto nivel, sabrás de la importancia de la nutrición en una modalidad tan demandante a nivel físico como mental. Tanto es así, que figura en la base de la pirámide del CrossFit. Es por ello que inauguramos sección de nutrición desde la base; explicando los 8 principios básicos imprescindibles de una dieta para CrossFit.

Si quieres mejorar tu físico a nivel estético, como tu rendimiento o tu salud, debes saber que la alimentación juega un papel fundamental. Y hoy te traigo algunas de las herramientas más poderosas para mejorar tu alimentación desde ya y poder diseñar tu dieta para CrossFit.

 

1. Come comida real

Seguramente hayas ya escuchado este concepto tan de moda últimamente. Y es que la base de tu alimentación deberían ser principalmente alimentos reales.

Bueno, ¿Y qué es esto de la comida real? Básicamente alimentos que no hayan sido procesados. O que si han sido procesados, este proceso no ha alterado las propiedades nutricionales del alimento.

Es especialmente relevante que una dieta para CrossFit contenga en su mayor parte estos alimentos. Ya que se asocian a todo tipo de beneficios tanto a nivel físico, de rendimiento, mejorando el estado de ánimo, el descanso y básicamente todos esos factores que en definitiva te harán ser mejor atleta a medio-largo plazo.

Comida real CrossFit

Veamos que alimentos pertenecen a este grupo:

  • Verduras, hortalizas y frutas
  • Frutos secos
  • Legumbres
  • Pescado y marisco
  • Tubérculos
  • Cereales 100% integrales o de grano entero
  • Huevos
  • Carnes sin procesar
  • Leche fresca
  • Hierbas, especias y semillas
  • Café e infusiones

Dentro de la comida real podemos encontrar ciertos procesados dentro de los que podemos considerar saludables:

  • Aceite de oliva virgen extra
  • Leche UHT, yogures y lácteos fermentados
  • Panes integrales 100%
  • Chocolate negro o cacao en polvo >70%
  • Gazpacho envasado
  • Legumbres de bote
  • Pescado enlatado al natural o en aceite de oliva virgen extra
  • Bebidas vegetales sin azúcares añadidos
  • Jamón ibérico de bellota
  • Comida real congelada: frutas, verduras, pescado, etc.
  • Comida real envasada al vacío

Sin duda la referencia en todo este movimiento es Carlos Ríos, con una labor enorme de divulgación sobre todo en su cuenta de Instagram.

 

2. Elimina los ultraprocesados

Si por un lado tenemos los alimentos que nos llevan dónde queremos a nivel de rendimiento y salud. Tenemos por otro lado justamente lo contrario. Unos de los principales responsables de las enfermedades del mundo moderno (diabetes, cáncer, enfermedades autoinmunes, neurodegenerativas, coronarias…etc.) y por supuesto de la enorme epidemia actual de obesidad.

procesados en crossfit

Con esto no quiero decir que sean los únicos causantes de todos nuestros problemas y podemos por supuesto incorporarlos de vez en cuando en nuestra alimentación. Pero sea cuál sea nuestro objetivo, raramente nos llevarán a conseguirlo. Por lo que una dieta para CrossFit bien estructurada, debería limitar el consumo de éstos.

Los alimentos que forman este grupo son:

  • Refrescos y bebidas azucaradas
  • Bebidas energéticas
  • Zumos envasados
  • Lácteos azucarados
  • Aceites refinados
  • Bollería
  • Panes refinados
  • Carnes procesadas
  • Pizzas industriales
  • Galletas y derivados
  • Cereales refinados y barritas
  • Precocinados y listos para calentar o freír
  • Patatas fritas y snacks salados
  • Dulces, chucherías y helados
  • Productos dietéticos o de adelgazamiento
  • Salsas comerciales
  • Pescados procesado (surimi, gulas…)

Son sin duda alimentos relativamente modernos para los cuáles nuestro cuerpo no ha dado tiempo a adaptarse.

Pero, ¿No crees que la base de la alimentación del mundo actual no debería basarse en los alimentos que menos adaptados estamos?

 

3. No le tengas miedo a ningún macronutriente

Hace unos años, se decía que las grasas eran el causante de todos los problemas de la sociedad. Achacando a su consumo los problemas de sobrepeso y a las enfermedades cardiovasculares.

Años más tarde se vio el enorme error que había sido limitar el consumo de grasas. Por lo que se empezaron a achacar todos los problemas anteriores al consumo de hidratos de carbono. Fue un punto crucial en todo el movimiento de dietas bajas en carbohidratos y low carb.

macronutrientes para CrossFit

Por otro lado, la proteína ha sido siempre demonizada y relacionada con fallo renal o daño hepático. Aunque nunca hayan estado justificadas dichas afirmaciones. Por lo que se estableció un consumo recomendado bajísimo para la población general. Con posibles consecuencias que trataremos en futuros artículos.

El caso es que la prevalencia de sobrepeso, obesidad y todas estas enfermedades siguen aumentando cada día que pasa.

Entonces, ¿El problema Son las grasas, los carbohidratos o quizás el exceso de proteínas?

Probablemente ninguno de ellos y a la vez todos. Pero el principal error sin duda ha sido centrarse en la composición dejando de lado lo que realmente importa: los alimentos; su procedencia, su procesado y su calidad.

dieta para CrossFit

Poniendo el ejemplo de una dieta para CrossFit, generalmente alta en carbohidratos, no será lo mismo llegar a nuestros requerimientos a base de alimentos como tubérculos, raíces, frutas, verduras, legumbres, cereales integrales…etc. Que basar nuestras fuentes de hidrato en refrescos, cereales azucarados, harinas refinadas, bollería, galletas…etc.

Por lo que una vez más, un factor clave en nuestros cimientos de una dieta para CrossFit, será centrarse más en alimentos que en nutrientes aislados.

 

4. Hazlo sostenible a largo plazo

Por muy perfecta y cuadrada que sea una dieta para CrossFit, si no se ajusta a nuestras necesidades, a nuestro estilo de vida y a nuestras preferencias y gustos, está destinada al fracaso. O lo que es lo mismo, si no encontramos la adherencia a largo plazo, no obtendremos resultados.

Uno de los principales problemas es ir de 0 a 100 de un día para otro. Cambiando radicalmente todos los aspectos y que ello suponga un estrés enorme. Siendo cada día un infierno y dependiendo de nuestra fuerza de voluntad para aguantar a lo sumo 2 o 3 meses. A lo que tiramos todo por la borda y nos ponemos en un punto bastante peor del inicial (efecto rebote).

Esto conlleva a pensar que no podemos y que el proceso es un infierno. Ya que si en ese tiempo lo hemos pasado tan mal y no hemos logrado casi nada, es una cosa que no está hecha para nosotros. Por lo que tachamos al término dieta cómo algo momentáneo, restrictivo, soso, aburrido y poco sostenible.

¿Y cómo es que a mucha gente le funciona? ¿viven en un infierno diario?

La verdad es que no. Lo que han encontrado las herramientas, el conocimiento y la motivación para sostenerlo a largo plazo. Haciendo el proceso un hábito, con pequeños cambios diarios y sobre todo, disfrutando del proceso de una manera «flexible». Ya que si hacemos un 70% bien durante años, es mucho mejor que hacer un 100% durante meses.

Los progresos son siempre lentos, y son la consecuencia de crear hábitos. Comienza cambiando solamente una comida, por ejemplo el desayuno. Y cambia el concepto de: estoy haciendo una dieta para CrossFit a soy un atleta que se quiere, se cuida e intenta cada día ser mejor.

dieta para crossfit
Alex Carrasco – Fran

Y así, poco a poco te verás metido en unos hábitos que no cambiarás por nada en el mundo. Te sentirás como nunca, tanto a nivel físico como mental.

 

En breves tendremos la segunda parte, ¿te atreves a adivinar los 4 principios básicos que faltan en un dieta para CrossFit?

 

Alex Carrasco de Keepacfit

2 Comentarios

  1. Buen post! Hace falta mucho más información sobre nutrición en Crossfit y leer cosas así son de gran alegría.

    Si quéreis algo más de información sobre nutrición en Crossfit os podéis pasar por mi perfil de instagram, donde estamos intentando llevar más allá el conocimiento para todos los atletas.

    Perfil en instagram: @ferranares

Deja tu comentario

¡Por favor, introduzca su comentario!
Por favor, introduzca su nombre aquí