Tiempo de lectura estimado: 4'

Probablemente muchos de vosotros hayáis escuchado o leído en numerosas ocasiones opiniones sobre el elevado número de lesiones que se producen practicando CrossFit.

En este artículo se expone una breve revisión de varios estudios científicos en los que los investigadores abordaron el impacto del CrossFit en términos de lesiones entre sus atletas.

La pregunta sobre la que gira este artículo y la revisión que se incluye en él, es la siguiente:
¿Existe respaldo científico tras la creencia de que el CrossFit es una disciplina deportiva con un elevado número de lesiones entre sus practicantes? (Entendiendo lesión como una incidencia que impide que el deportista pueda entrenar o competir de algún modo durante un determinado periodo de tiempo)

Escuchemos a la ciencia, pero, tengan en cuenta que no habrá respuestas absolutas, mi propósito es exponer resultados de diferentes estudios y que los lectores lleguen a sus propias conclusiones. La religión se basa en la fe, la ciencia se basa en la duda. No pretendo otra cosa que mostrar una puerta hacia una aproximación científica sobre el CrossFit.

Diversos estudios han analizado el impacto del CrossFit en lo que respecta a las lesiones en los últimos años.

Mehrab, de Vos, Kraan, y Mathijssen (2017) analizaron la incidencia de lesiones entre las personas que practican CrossFit tomando una muestra de 553 personas de 130 diferentes gimnasios con licencia CrossFit de Países Bajos. Finalmente, 449 personas fueron las que pudieron ser considerados para el estudio al reunir los criterios elementales.

Los resultados de Mehrab, de Vos, Kraan, y Mathijssen (2017) muestran que el 56,1% de sus encuestados habían sufrido una lesión en los doce meses previos al momento de la encuesta, siendo el hombro, la espalda baja y la rodilla, respectivamente, las tres zonas del cuerpo con mayor número de lesiones. Estos autores exponen también entre sus resultados que la falta de experiencia de los participantes, es decir, aquellos que llevaban menos de 6 meses en CrossFit, se asociaba con un incremento significativo de las lesiones.

Weisenthal, Beck, Maloney, DeHaven, y Giordano (2014) realizaron una investigación muy similar, tomando una muestra de 486 practicantes de CrossFit, de los cuales 386 reunieron los criterios de selección y sus resultados muestran que el 19.4% de los 386 individuos finalmente incluidos en el estudio sufrieron algún tipo de lesión durante el tiempo de investigación (de octubre de 2012 a febrero de 2013), siendo el hombro de nuevo la zona más habitualmente afectada, seguido de rodillas y espalda baja.

Para poner en contexto este porcentaje de atletas lesionados comparándolo con el de otros deportes, Sousa, Rebelo y Brito J. (2013) analizaron mediante un método similar (estudio epidemiológico a través de encuestas a atletas) la incidencia lesional de jugadores de fútbol amateur en césped artificial (turf). Los resultados muestran que el porcentaje de atletas que habían sufrido una lesión durante la temporada en la que tuvo lugar el estudio fue del 57%.

Otra manera de cuantificar la incidencia lesional de un deporte o disciplina deportiva es calcular el número de lesiones que se producen por X horas de práctica deportiva o entrenamiento. En el caso del CrossFit, Hak, Hodzovic y Hickey (2013) exponen una ratio de 3,1 lesiones por cada 1.000 horas de entrenamiento en CrossFit, inferior al que exponen Calhoon y Fry (1999), en su estudio en el que se analizó el impacto lesional del levantamiento de peso (weightlifting) entre sus atletas, el cual se sitúa en 3.3 lesiones por cada 1.000 horas de entrenamiento.

Tras la búsqueda y revisión realizadas para elaborar este artículo, encontré un artículo que resumía de manera bastante precisa el propósito de este. Klimek, Ashbeck, Brook y Durall (2016) realizaron una revisión de la literatura científica que trataba el tema de la incidencia lesional del CrossFit y la compararon con otros deportes o disciplinas deportivas similares.

Los resultados hallados por estos autores en su revisión los llevó a la conclusión de que el CrossFit tiene un nivel de incidencia lesional similar al levantamiento de peso olímpico, carreras a pie de larga distancia, rugby, fútbol americano, hockey hielo, fútbol o gimnasia; siendo la articulación del hombro la que tiene un riesgo más elevado de sufrir lesiones.

Por aportar algo de opinión al respecto, desde mi punto de vista, tras varios años estudiando y observando diferentes deportes y disciplinas deportivas, considero que más allá del riesgo intrínseco de cada una de ellas, el factor más importante es el de adecuar las cargas y los niveles de entrenamiento al nivel del practicante.

Para finalizar, me gustaría reflejar, al igual que hiceron Klimek, Ashbeck, Brook y Durall (2016) en su excelente artículo, la necesidad de seguir investigando y aumentando la literatura científica en busca de evidencias que permitan una aproximación al CrossFit más objetiva y precisa, especialmente sobre su impacto a largo plazo.

Referencias

Calhoon, G. y Fry, A. C. (1999). Injury Rates and Profiles of Elite Competitive Weightlifters. Journal of Athletic Training, 34(3), 232–238.

Hak P.T., Hodzovic E. y Hickey B. (2013). The nature and prevalence of injury during CrossFit training. J Strength Cond Res.

Klimek, C.; Ashbeck, C.; Brook, A.J. y Durall, C. (2016) Are Injuries More Common With CrossFit Training Than Other Forms of Exercise? Journal of Sport Rehabilitation. https://journals.humankinetics.com/doi/pdf/10.1123/jsr.2016-0040

Mehrab, M., de Vos, R.-J., Kraan, G. A., y Mathijssen, N. M. C. (2017). Injury Incidence and Patterns Among Dutch CrossFit Athletes. Orthopaedic Journal of Sports Medicine, 5(12), 2325967117745263. http://doi.org/10.1177/2325967117745263

Sousa P., Rebelo A. y Brito J. (2013). Injuries in amateur soccer players on artificial turf: a one-season prospective study. Phys Ther Sport. 2013;14(3):146–151.

Weisenthal, B. M.; Beck, C. A.; Maloney, M. D.; DeHaven, K. E. y Giordano, B. D. (2014). Injury Rate and Pattern Among CrossFit Athletes. Orthopaedic Journal of Sports Medicine, 2(4), 2325967114531177. http://doi.org/10.1177/2325967114531177

6 Comentarios

  1. Hi, i read your blog occasionally and i own a
    similar one and i was just wondering if you get a lot of spam responses?
    If so how do you prevent it, any plugin or anything you can advise?

    I get so much lately it’s driving me insane so any assistance is very
    much appreciated.

    • Si quieres más información sobre ello, puedes ponerte en contacto con nosotros rellenando el formulario de CONTACTO, y te daremos la información que necesites. Saludos

Deja tu comentario

¡Por favor, introduzca su comentario!
Por favor, introduzca su nombre aquí