8 consejos para elegir tu box de CrossFit perfecto, ¡toma nota de cada detalle!

0
Materiales en un box de CrossFit

Iniciarse en el maravilloso mundo del CrossFit® es un paso que cuando decide darse, suele ser para mucho, mucho tiempo. Ahora bien, cuando damos ese «sí» nos surge la cuestión más importante de todas: ¿dónde?

Aunque parezca una cuestión sin importancia y nos acabemos dejando llevar por aspectos económicos o la proximidad al hogar o al lugar del trabajo, lo cierto es que conviene tener en cuenta otros detalles. 

¿Por qué es importante elegir bien mi box de CrossFit®?

Se podría asumir que todos los boxes reflejan la identidad del CrossFit® de una manera muy similar: metodología de entrenamiento basada en el movimiento funcional constantemente variado y ejecutado a alta intensidad y un sentimiento de pertenencia a la comunidad. Pero cada uno tiene sus singularidades, y son éstas las que debemos mirar.

Un box de CrossFit® no es como un gimnasio convencional en el que eres un número más; aquí quieren que te quedes. Quieren aprenderse tu nombre e integrarte en el tejido social del box. Por ello, es fundamental que des con el box adecuado para sentirte como en casa desde el primer día. ¿En qué me fijo entonces?


Estos son los 7 errores más comunes en un box

Tratar de levantar más peso es uno de los errores más comunes en el box


¿Cuáles son las claves para encontrar el box perfecto?

Una amplia mayoría de boxes de CrossFit (mapa oficial) ofrecen una clase de prueba de forma gratuita, por lo que no te cortes a la hora de aprovechar esa clase para tomar nota de todos estos aspectos que te detallamos a continuación:

1. Busca unas instalaciones cuidadas

Sólo hay una oportunidad para causar una primera buena impresión y no significa que tenga el mejor material, las instalaciones más amplias y modernas; sino que estén mimadas. Que el staff de coaches y los usuarios del box cuiden las barras, los discos y las máquinas, dice mucho de la implicación de la comunidad en preservar ese espacio.

Como decía el creador de CrossFit, Greg Glassman, para identificar un buen box, «basta con fijarse en la sentadilla de los atletas y lo limpios que están los baños».

Además, ten en cuenta la calidad del material y la inversión que se hace en el mismo, así como los espacios para entrenamientos individuales. Son muchos los atletas que deciden entrenar por cuenta propia o seguir otras programaciones. Si eres de este grupo, tenlo en cuenta.

Por otro lado, siempre es un punto a favor que exista un lugar en las instalaciones para desconectar, charlar o tomar algo tras la clase. Esto ayuda a crear vínculos dentro de la comunidad.

2. Entrenadores cualificados y con experiencia 

La pieza del coach es fundamental para el progreso del atleta. Será esa persona que te debe guiar en todo el proceso de formación y entrenamiento, que te corrija ante un mal movimiento, que te haga ver que más no es mejor, que la calidad de las ejecuciones están por encima de todo.

Esto te garantizará que conoce bien el deporte, los entrenamientos y sabrá cuidar de ti. A su vez, una buena programación, y sobre todo, una buena adaptación a los mismos será muy importante para todos los aspectos del atleta. ¡Ten esto en cuenta!

La titulación como monitor de CrossFit es un paso para dicha confianza, pues esto exige unos conocimientos mínimos, aunque en muchos casos no es suficiente o no es destacable. ¿De qué vale tener un L1 (titulación mínima exigida) si no se sabe transmitir, programar o adaptar a una determinada condición del atleta?

Como referencias, puedes fijarte en otras titulaciones oficiales que tengan las personas a quienes vas a confiar tu salud, que se actualice continuamente, que tenga experiencia deportiva o un buen trato al atleta.


7 claves para comenzar tu vuelta al box

vuelta al box


3. Que te hagan sentirte parte de la familia

Se habla mucho de la comunidad en el CrossFit y el que va a dar el paso de meterse a un box, necesita experimentarlo en todo su esplendor desde el primer momento.

Desconfía de los boxes en los que apareces para tu clase de prueba y el coach no se acerca a ti para darte la bienvenida, enseñarte las instalaciones o ni te presenta al resto de atletas.

Involucrar a un nuevo atleta en la comunidad se puede hacer de mil maneras. Por ejemplo, en CrossFit New England, el box del coach Ben Bergeron, hacen un saludo especial para los recién llegados.

Pero también se pueden hacer dinámicas de calentamiento para aprenderse los nombres, WODs por equipos, … y esto es un fiel reflejo de lo que es este deporte.

4. Que tengan en cuenta tu experiencia

Cada atleta es un mundo y el que llega de nuevas probablemente no conozca los movimientos, o quizá no cuente con movilidad suficiente para hacer una sentadilla profunda, o puede que le dé miedo hacer alguno de los movimientos del WOD… ¡y el coach debe tomar nota de todo eso!

Si no están pendientes de ti durante la clase, ni se aseguran de que recibes el estímulo adecuado en el WOD, ¿qué garantía tienes de progresar a largo plazo? ¿cómo saber si estás haciendo lo correcto?

flexiones de brazos en el box de crossfit
Foto: Unsplash

5. Amplios horarios y amplios servicios

Nuestro acelerado ritmo de vida hace que las posibilidades para practicar entrenamiento funcional se reduzcan al poco tiempo libre que nos queda a lo largo del día. Aquí será fundamental encontrar unas instalaciones con amplios horarios, que nos permite entrar en esas horas libres. Trata de buscar que los horarios se adaptan a ti, no al revés.

Además, si esto pudiera complementarse con otros servicios complementarios como fisioterapia, nutrición,… podremos dar un paso de gigante para luchar por nuestros objetivos, sean de salud o físico, aunque siempre tendrás la opción de acudir a profesionales externos, mucho de ellos los conocerás en el propio box.

6. Ubicación

Es probable que no seas un afortunado y tengas el box al lado de casa. Si ya es complejo adaptar un horario a tu ritmo diario, más lo puede ser si necesitas estar largos tiempos de viaje para llegar al entrenamiento.

Trata de buscar el box más cercano posible que cumpla unas condiciones mínimas. Además, revisa si existe transporte público o buena zona de aparcamiento, según sea tu caso.

Por último, siempre está la opción de buscar la opción que esté más cerca de tu trabajo o de tu desplazamiento diario. Muchos atletas eligen esto como destacado, ya que les permite tener su actividad diaria en un mismo lugar, sin obligar a realizar grandes desplazamientos.

7. El WOD no termina hasta que acaba el último

Otro de los elementos más clásicos del CrossFit es la idea de que, aunque el WOD se complete de forma individual, es un esfuerzo colectivo.

El crono se para sólo cuando el último de los atletas haya concluido. Guardar el material y tomarse el batido de proteínas puede esperar; y el coach debe ser el que se encargue de que los que siguen adelante con el WOD cuenten con todo el apoyo posible.

Todos hemos pasado alguna vez por ser el último/a en acabar el entreno. Anima a tu compañero y hazle sentir arropado en sus esfuerzos, esto dice mucho de ti.

sentimiento de pertenencia

8. Que la clase tenga calentamiento y una «vuelta a la calma»

El CrossFit no es lesivo, pese a la noción popular, pero sí puede serlo en ausencia de una buena estructura.

Por lo general, en un box te encontrarás con un adecuado calentamiento a nivel cardiovascular, articular y muscular previo a la parte de fuerza/habilidad y el WOD. Si no es así, desconfía y asegúrate de hacerlo previo entrenamiento.

Esa parte que suele obviarse más a menudo -y es la que puede incrementar el riesgo lesional– es la «vuelta a la calma».

Devolver el ritmo cardíaco a un estado de reposo y estirar músculos y articulaciones es imprescindible para exprimir al máximo la sesión de entrenamiento porque facilita la adaptación a las cargas y mejora la recuperación. Si en tu clase de prueba, se dedican 10 minutos finales a volver a la calma, apúntalo como punto positivo.

¿Dónde encontrar los mejores boxes afiliados?

Puedes encontrar todos los boxes afiliados en el mapa oficial de CrossFit®.

Además, si necesitas ayuda para ubicar cualquier centro de entrenamiento funcional a nivel nacional o más cercanos en tu ciudad, puedes usar nuestro mapa LOCALIZABOX. ¿A qué esperas?

Deja tu comentario

¡Por favor, introduzca su comentario!
Por favor, introduzca su nombre aquí